Tradiciones navideñas: cenas, regalos y una visita al taller

Los españoles tienen fama de ser poco previsores: no ahorran para la jubilación, esperan el último momento para reservar sus vuelos y compran los juguetes en la víspera de Reyes… La cosa cambia cuando se trata de tomar el volante para irse de vacaciones. En esos casos, se muestran diligentes con la puesta a punto de su coche. Así lo refleja la alta temporalidad en la contratación de talleres.

“Siempre que se aproximan puentes y fiestas hay un aumento de intervenciones”, asegura Diego Renedo, director general de Autingo, web que contacta automovilistas con mecánicos. Navidad, por supuesto, no es la excepción. “La ocupación en los días previos sube hasta el 90% o 95%”, indica.

Conepa, federación de profesionales del sector, confirma que en los últimos años se nota un repunte en la actividad coincidiendo con puentes y vacaciones. “En estos momentos, calculamos que las operaciones se han incrementado un 12% de media, aunque hay mucha diferencia entre empresas”, precisan.

En cualquier caso, la tendencia es buena porque toda precaución es poca, especialmente en estas fechas, en las que al incremento del tráfico se suma el mal tiempo.

Durante las celebraciones del año pasado se registraron 17 millones de desplazamientos y 52 personas murieron en 46 accidentes, 10 más que en 2016, según la DGT. Que este año el saldo sea cero tragedias sería el mejor regalo de Reyes.

Asegurarse de que el vehículo está en buenas condiciones antes de internarse en la carretera ayuda en ese sentido. Autingo y fabricantes de componentes comparten algunas recomendaciones que valen para esta salida y todo el invierno.

Guerra al vaho

Vaho
Mantener la temperatura constante ayuda a evitar el vaho. Getty Images

La diferencia de temperatura entre el exterior y el interior del vehículo se acentúa en invierno, provocando el empañamiento de las lunas y, en casos extremos, también de los retrovisores. Para evitar que la humedad se condense en los cristales, Elige calidad, elige confianza (campaña organizada por marcas de componentes como Bosch, Hella, Mann Filter y Valeo) recomienda arrancar el coche y dejarlo unos minutos al ralentí.

Cuando el aire acondicionado empiece a salir caliente, diríjalo al parabrisas (función que muchos coches modernos permiten, al igual que en los retrovisores). El calor evaporará el agua acumulada en las lunas. Cuando el vaho se haya despejado, mantenga la temperatura constante en 18 grados para impedir que el fenómeno se repita.

El truco funciona si el estado de los filtros es bueno. Solo así el aire entrará limpio y secará las ventanillas con efectividad. Si se percibe un olor extraño en las salidas del aire acondicionado, puede que haya que revisarlo.

No olvide la batería

Neumáticos, luces, niveles de agua y aceite ocupan la atención de los conductores estas fechas y hacen bien, sin embargo, se suele pasar por alto la revisión de las baterías, a pesar de que son la principal causa de averías. En 2017, por ejemplo, representaron el 46% de las asistencias en carretera del RACE.

Johnson Controls alerta de que el deterioro de los acumuladores empieza en verano. El calor extremo genera su autodescarga y acelera el desgaste de sus componentes electroquímicos. Al llegar el frío, precisamente cuando más energía se necesita para arrancar el motor, la pieza ya está cerca del límite. Por eso, aconseja chequearla periódicamente o al menos una vez al año.

Suele descuidarse el estado de la batería, a pesar de que es la principal causa de averías en la carretera, según estadísticas del RACE

Recuerdan también que hoy la batería no solo interviene en el encendido, sino que también suministra energía a una gran variedad de sistemas. Por ello, recomiendan evitar los periodos largos sin usar el coche: incluso con el motor apagado, esta sigue operando. Autingo sugiere cambiarla cada seis años.

Las luces, de dos en dos

Faros
Cambie los focos por parejas. El haz de luz no quedará descompensado. Lumileds

Ahora que los días son más cortos y menos luminosos, es importante circular con los faros en perfecto estado. En caso de que sea necesario sustituirlos, Lumileds, marca de Philips, aconseja cambiarlos de dos en dos. Así se evitará que el haz de luz resultante del cambio de una única lámpara pueda quedar descompensado, haciendo más peligrosa la conducción de noche, o que la unidad no reemplazada falle poco tiempo después de la nueva, debido al desgaste natural de sus filamentos.

También advierten de que si una bombilla es más luminosa que otra, las marcas de la carretera y las señales de tráfico no se reflejarán adecuadamente.

Imprescindibles

Triángulo de señalización
Asegúrese de llevar consigo triángulo y chalecos reflectantes. Getty Images

Tras comprobar que su coche está bien, asegúrese de llevar ciertos accesorios. Autingo considera imprescindibles en esta época el chaleco reflectante, los triángulos de señalización, y un juego de luces y una rueda de repuesto. Una linterna y un cargador de móvil tampoco están demás.

Fuente: Cinco Días

By |2018-12-20T10:27:29+00:00diciembre 20th, 2018|Cinco Días|Comentarios desactivados en Tradiciones navideñas: cenas, regalos y una visita al taller

About the Author: